Cuando sabes que Dios tiene buenos planes, vives tranquilo y apreciando las cosas pequeñas – Pastor Joel Osteen

Todos tenemos sueños y metas por alcanzar, unos más grandes que otros pero finalmente todos tenemos eso que nos motiva a seguir y seguir, hasta lograr conseguirlo; sin embargo en el camino nos olvidamos de esas cosas pequeñas que también suman alegría y dicha, y las menospreciamos simplemente porque no son nuestra meta final.

En esta mañana, el Pastor Joel Osteen nos lleva a esta bonita reflexión que nos hace entender que somos afortunados por todo lo que tenemos y recibimos, por más pequeñas que sean, son un regalo de Dios; disfruta el proceso, el camino por donde vas hacia su gran suelo también está lleno de cosas maravillosas, son cosas que hasta otros quisieran tener y tu simplemente no las ves o las haces menos, pero cada cosa, cada pequeño logro antes del logro gigante, es valioso; debes entender que Dios fue el que puso ese deseo en tu corazón y él te ayudará a cumplirlo en el momento, a pesar de que ahora no lo creas.

Además, no te olvides de mantenerte conectado con Dios en todo momento, cada día de tu vida tomate unos minutos para orar y conectar con tu creador; son hábitos que te permitirán estar más tranquilo, más calmado, positivo y que te harán ver y valorar cada cosa que hay en tu vida, pues hasta el aire que respiras es un regalo.