¿Es necesario el Bautizo para Salvarme? Sólo en el Espíritu Santo

Si observamos bien las Sagradas Escrituras notaremos que Jesús no bautizó. Jesús se presentó ante las multitudes como el Salvador y el mesías por medio de milagros y señales mesiánicos; y sin embargo no bautizó. Si el bautizo con agua fuera necesario para ser salvo, con toda seguridad Jesús lo habría hecho.

«Cuando, pues, el Señor entendió que los fariseos habían oído decir: Jesús hace y bautiza más discípulos que Juan (aunque Jesús no bautizaba, sino sus discípulos)». Juan 4:1-2

El Bautizo y la Biblia

La Biblia nos muestra que el Apóstol Pablo sólo bautizó a unos pocos. Pablo comentó en su carta a los Corintios que daba gracias a Dios de no haber bautizado a ninguno de los discípulos presentes, solo Crispo y a Gayo, para que ninguno diga que fuisteis bautizados en mi nombre. Aclara que también bautizó a la familia de Estéfanas; de los demás, no sabe si bautizó a algún otro.

«Pues no me envió Cristo a bautizar, sino a predicar el evangelio; no con sabiduría de palabras, para que no se haga vana la cruz de Cristo». 1 Corintios 1:17

Esta enseñanza de Pablo no la han tomado en cuenta quienes dicen que el bautizo es necesario para la salvación. Entonces tenemos que si hubiera sido necesario el bautizo de agua para ser salvo; Pablo lo hubiera mencionado durante su ministerio por el mundo. Pero lo que si enseñó el Apóstol amado es el «Bautizo del espíritu Santo», lo que sucede cuando se vuelve a nacer y a la vez nos identifica espiritualmente creyentes en Cristo.

«Porque por un sólo Espíritu fuimos todos bautizados en un cuerpo, sean judíos o griegos, sean esclavos o libres». 1 Corintios 12:13

A través del Espíritu Santo logramos el verdadero bautizo, que al mismo tiempo es lo que nos identifica como hijos de Dios. El bautizo por el Espíritu Santo es también el sello de Dios para protegernos del maligno apartándonos para el «día de redención,» o el día cuando se completará nuestra redención y veremos al Padre Celestial «cara a cara».

«Y no contristéis al Espíritu Santo de Dios, con el cual fuisteis sellados para el día de la redención». Efesios 4:30

¿Como Aumentar la llama de la Fe? Para lograr la Salvación

Bautismo para la salvación

Para ser salvos no es necesario el bautismo, en cuanto al agua se refiere. La salvación no es través de algún ritual o por obras; la logramos a través de la fe.

«Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, para que nadie se gloríe». Efesios 2:8-9

Entonces encontramos que el bautizo de agua no nos salva. Pero como bien nos explica la Biblia; el bautismo del Espíritu si es necesario para ser salvos y eso no tiene ninguna relación con el agua, además no es algo que hacemos por nosotros mismos, es una recompensa de Dios para nosotros en el momento en que nacemos de nuevo.

Cumple y goza lo que la Palabra de Dios te dice. No dudes en que serás salvo, pues es una de las promesas de Dios. Declara a Cristo como tu único Salvador testificando con el bautismo del Espíritu Santo. Nuestra seguridad de salvación se basa en la salvación perfecta y completa que Dios nos ha dado a través de la muerte y resurrección de Jesucristo por nuestros pecados.