La historia del hijo pródigo nos recuerda que podemos ir a Dios tal cual cómo estamos, él nos recibirá

La palabra del Señor a través de las Sagradas Escrituras nos hablan acerca de la historia del hijo pródigo, él buen hijo que regresa a casa a pesar de todo; y está historia nos lleva a la vida real cuando en algún momento cómo cristianos posiblemente nos hemos apartado del camino de Dios.

Sin embargo, este día él te dice a través de la biblia que vuelvas a él, no importa cuan lejos estés ahora o hayas estado o si ni siquiera aún conocer a Dios, él te está esperando con los brazos abiertos; «Entonces el hijo regresó a la casa de su padre, mientras el hijo todavía estaba muy lejos de casa su padre lo vio y tuvo compasión de él, salió corriendo a su encuentro y le dio la bienvenida con besos y abrazos» Lucas 15:20.

A través de este versículo queremos compartirte esta hermosa enseñanza para que reflexiones acerca de tu relación con el Señor; ¿qué tan cerca o lejos estás? O ¿cuánto tiempo ha pasado que aún ni siquiera le conoces? Te invitamos hoy a acercarte a Dios y retomar esa relación que perdiste o que quizás jamás has tenido, su promesa es hermosa y él te recibirá con loa brazos abiertos. Amén.