Pasajes de la Biblia para leer En Casa que dan Fortaleza

En casa, cuando sientas que ya no puedes más, lee pasajes de La Biblia, seguro ellos te confortarán y te darán fuerzas para saltar esos obstáculos que te agobian. También si estás en Casa, abatido o quizás te sientas vencido, la mejor herramienta para salir de ese abismo, es buscar la presencia de Dios y fortalecer tu espíritu con su palabra dada en la Biblia.

A pesar de los fuertes golpes que nos da la vida, y que generalmente nos refugiamos en casa, así mismo  sabemos y confiamos que los podremos resistir y superar, con la presencia de Dios que a través de su palabra nos dará la fuerza necesaria, debido a su inmenso amor por nosotros.

Así mismo Dios nos dice a través de su palabra en la Biblia, que nosotros sus hijos, no estamos solos ante ninguna circunstancia; «El Señor mismo marchará al frente de ti y estará contigo; nunca te dejará ni te abandonará. No temas ni te desanimes».  Deuteronomio 31:8.

 

Pasajes bíblicos para leer En Casa

Siempre comprometido con el bienestar de nuestros lectores en casa, te queremos compartir estos pasajes de la Biblia para que los leas en casa, en el trabajo, donde quieras y sientas que necesitas un empujón, una fuerza para seguir adelante.

A continuación te comparto los versículos de la Biblia de Fortaleza que te ayudarán a cobrar ese ánimo que perdiste por la batalla que estás llevando.

-Éxodo 15:2

«El Señor es mi fortaleza y mi cántico; ¡el Señor es mi salvación! Él es mi Dios, y lo alabaré; es el Dios de mi padre, y lo enalteceré».

-Salmos 18:2

«Mi Señor y Dios, tú eres mi roca, mi defensor, ¡mi libertador! Tú eres mi fuerza y mi escudo, mi poderosa salvación, mi alto refugio. ¡En ti confío!».

-Deuteronomio 31:6

«Esfuércense y anímense; no teman, ni tengan miedo de ellos, porque contigo anda el Señor tu Dios, y él no te dejará ni te desamparará».

-Salmos 27:1

«El Señor es mi luz, mi salvación; ¿de quién temeré? El Señor es la fortaleza de mi vida; ¿de quién me he de atemorizar?».

-Salmos 28:7-8

«Tú, Señor, eres mi escudo, mi fuerza; en ti confía mi corazón, pues tu me ayudas. Por eso mi corazón se alegra y te alaba con sus cánticos. Tú, Señor, infundes fuerzas a tu pueblo; tu ungido halla en ti un refugio salvador».

-2 Samuel 22:33

«Dios es quien me infunde fuerzas; Dios es quien endereza mi camino«.

-Salmos 31:2-3

«¡Inclínate a escucharme! ¡Ven pronto a ayudarme! ¡Sé tú mi roca fuerte, la fortaleza que me salve! Ciertamente, tú eres mi roca y mi castillo; guíame; colócame en el camino por causa de tu nombre».

-Isaías 12:2

«¡Vean a mi Dios, mi salvador! Puedo estar confiado y sin ningún temor, porque el Señor es mi fortaleza y mi canción; ¡él es mi salvador!»,

-Salmos 37:39

«La salvación de los justos proviene del Señor; él es su fortaleza en el tiempo de angustia».

-Salmos 46:1

«Dios es nuestro amparo y fortaleza, nuestro pronto auxilio en las tribulaciones».

-2 Corintios 12:9-10

«Entonces Él me dijo: «Te basta con mi gracia, pues mi poder se perfecciona en la debilidad». Por lo tanto, gustosamente me jactaré más bien de mis debilidades, para que se mantenga sobre mí el poder de Cristo. Por eso me regocijo en debilidades, insultos, privaciones, persecuciones y dificultades que sufro por Cristo; porque, cuando soy débil, entonces soy fuerte».

Escríbenos…y comparte como te ayudaron estos versículos para leer en casa…