¿Quien era Andrés? El primer Discípulo de Jesucristo

¿Quien es Andrés? El primer Discípulo de Jesucristo.  Andrés es uno de los doce Apóstoles. Nació en Betsaida (Galilea) en una población situada a orillas del lago de Genezaret. Era hijo del pescador Jonás y hermano de Simón Pedro. Las Sagradas Escrituras no especifica si era mayor o menor. La familia tenía una casa en Cafarnaún y en ella se alojaba Jesús cuando predicaba en esa ciudad.

¿Quienes fueron los 12 Discípulos que siguieron a Jesucristo?

El Apóstol Juan Bautista, mientras predicaba la penitencia, hizo a Andrés su discípulo. En ese instante Andrés estaba con su maestro, cuando Juan Bautista, después de haber bautizado a Jesús, lo vio pasar, y según cuenta la Biblia exclamó: “¡He ahí al cordero de Dios!”. Andrés recibió la exclamación como un llamado y comprendió esas palabras misteriosas. Inmediatamente, él y otro discípulo de Bautista siguieron a Jesús.

Andrés y sus compañeros estuvieron con Jesús las últimas horas del día. Andrés comprendió claramente que Jesús era el Mesías y, desde aquel instante resolvió seguirlo. Así es como se convirtió en el primer discípulo de Jesús. “Proclete”, Como lo llamaron los Griegos, significa el primer llamado. 

Al comienzo Andrés, no lo seguía constantemente, pero iba a escucharlo siempre que podía y luego regresaba con su familia a ocuparse de sus negocios.

Andrés es llamado definitivamente

Cuando Jesús volvió a Galilea, encontró a Andrés pescando en el lago y lo llamó definitivamente al ministerio apostólico, anunciándole que haría de él, un pescador de hombres. Andrés dejó inmediatamente sus redes para seguirlo y no volvió a separarse de él.

Un año después, Jesús eligió a los doce apóstoles; y el nombre de Andrés figura entre los cuatro primeros en las listas del Evangelio. Según Eusebio, «él predicó en Scitia»; Teodoreto cuenta que «estuvo en Grecia»; Gregorio Nazianceno especifica que «estuvo en Epiro», y Jerónimo indica que «estuvo también en Acaya». Filastrio dice que «del Ponto pasó a Grecia», y que en su época (siglo IV) los habitantes de Sínope afirmaban que poseían un retrato auténtico del Discípulo y que conservaban el ambón desde el cual había predicado en dicha ciudad.

Sin embargo, todos estos autores concuerdan en la afirmación de que el Discípulo predicó en Grecia, pero no hay certeza sobre este hecho.

Andrés es quien aparece ofreciendo al Señor los cinco panes de cebada y los dos peces que estaba trayendo un joven, y que luego serían multiplicados. El Discípulo le dice a Jesús: «Aquí hay un muchacho que tiene cinco panes de cebada y dos peces; pero ¿qué es eso para tantos?” (Jn 6, 8).

La «X» donde murió representa la cruz de Jesús

La cruz en la que habría ofrecido su sangre por el Señor no fue como la de Cristo, sino la llamada «Cruz de Aspas», una cruz en ‘X’, que tomaría luego el nombre de Cruz de Andrés. En esa cruz habría estado por espacio de tres días, mientras seguía predicando acerca de la divinidad y misión del Salvador.

Este hecho es la completa aceptación, y alegre, del máximo sacrificio, siguiendo el ejemplo de Jesús. «Jesús le había comunicado a cada uno de los apóstoles la forma en que serían martirizados». Por eso podemos imaginar a Andrés, esperando por años con resignación y con el auxilio de la gracia, el día en que se le abrirían las puertas del cielo.