Si vieras el tamaño de la bendición que viene, entenderás la razón de la batalla que ahora peleas

Todo lo que sucede en nuestras vidas es por una razón, forma parte de los planes que Dios tiene con nosotros, es para nuestra formación y preparación y la palabra del Señor siempre promete una bendición a pesar de la tormenta; esta es la promesa que nos tiene el Señor, por eso la palabra dice que confiemos plenamente en él y en sus designios, pues son perfectos, ya están escritos.

Muchas veces sentimos que es injusto algunas cosas que nos pasan, que no lo merecemos, pero ¿te has preguntado: será que esto me servirá más adelante, será que esto forma parte de mi destino?; una gran incógnita, pero la palabra dice que sí, que Dios nos prepara para cumplir sus propósitos y para la eternidad.

En el camino tendrás muchos altos y bajos, pero la recompensa que viene será maravillosa, así cómo la gracia del Señor; su misericordia y amor son infinitas, no desmayes y confía plenamente en él, en el libro que escribió para ti, y trata de disfrutar en el camino que al llegar a la meta tendrás algo grande.