Tres consejos financieros para manejar de la mejor forma los recursos que Dios te ha dado

Todos tenemos la capacidad de ser prósperos financieramente y Dios quiere que lo seas, aunque muchas veces no manejamos de forma correcto los recursos que él nos da; por eso, hoy te dejamos  tres consejos básicos sobre las finanzas para manejarlas correctamente y que vivamos cómo Dios lo desea.

1. Aprende a distinguir entre una necesidad y un deseo.

Este punto es muy importante ya que muchas veces nos dejamos llevar por las emociones y al contar con los recursos económicos simplemente los usamos; pero ten claro que lo primero en que debes gastarlos es en lo que necesitas y no en lo que quieres.

2. Enfrenta con responsabilidad tus compromisos

No hayas de las personas a las que les debes, por más penoso que sea es mejor hablarles y explicarles con la verdad; y que estas deudas sean tu prioridad en tus finanzas así vayas abonando poco a poco, la persona a la que le debes lo agradecerá.

3. Aprende a producir desde la escasez

No te lamentes por lo que no tienes y mejor usa lo que te queda, ora y pide a Dios sabiduría para sacarle provecho a alguna idea, emprendimiento por más pequeña que sea; no importa que tengas pocos recursos porque a veces desde la escasez se tienen mayores niveles de productividad